Fundamentos

La sana convivencia escolar es un derecho y un deber que tienen todos los miembros de la comunidad educativa, cuyo fundamento principal es la dignidad de las personas y el respeto que éstas se deben. Es un aprendizaje en sí mismo que contribuye a un proceso educativo implementado en un ambiente de respeto y libre de violencia, orientado a que cada uno de sus miembros pueda desarrollar plenamente su personalidad, ejercer sus derechos y cumplir sus deberes correlativos.

Todos los integrantes de la comunidad educativa deberán promover y asegurar una sana convivencia escolar, realizando sus actividades bajo las máximas del respeto mutuo y la tolerancia. En nuestro Colegio existen dos organismos responsables de la Convivencia Escolar:

  1. Consejo General de Profesores: Está integrado por la Rectora, la Jefa de Formación y Pastoral, las Coordinadoras Académicas y los Profesores del Colegio.
  2. Comité de Convivencia escolar: Está integrado por la Rectora, la Jefa de Formación, un representante de los Profesores, dos miembros de Centro de alumnos, cinco apoderados que abarquen los dos ciclos (Pre Básica a 6º Básico y 7º Básico a IV Medio), el Presidente del Centro de Padres.

El encargado de convivencia escolar es la Jefa de Formación y Pastoral, quien encabeza un equipo de trabajo junto a los inspectores, quienes deberán velar en forma permanente por el respeto de los acuerdos, decisiones y reglamentos de sana convivencia escolar, haciendo un seguimiento en los casos que requieran mayor acompañamiento.